Las manias pueden llegar a ser insoportables, mira si las tienes para superarlas:

Hay quienes son obsesivos por la limpieza, otros no pueden irse a dormir sino preparan la ropa para el día siguiente.

Algunos no soportan ver un poquitín de polvo sobre los muebles  un objeto mal colocado. Esto puede mas bien volverlos insoportables, inclusive es un pequeño tipo de locura.

Pequeñas manías que se van acumulando a lo largo de la vida y que, de alguna manera, se convierte en obsesión. Todos tenemos nuestros hábitos aunque seguramente también alguna manía inocente.

A diario, casi sin notarlo, cumplimos determinados ritos inofensivos que nos ayudan que la vida se vuelva más confortable. Es que en el fondo somos animales de costumbres. Sin embargo, cuando las manías se hacen cada vez más necesarias e impostergables, las cosas cambian para cada individuo.





La manía proviene del griego antiguo manía que significa “locura”, “demencia” es un trastorno de la mente que consiste en una elevación anómala del estado de ánimo. Forma parte de los trastornos del ánimo, integrando una de las fases del llamado trastorno bipolar.

Hay tres niveles de manías

  1. Esas pequeñas manías que todos tenemos.
  2. Luego se puede encontrar frente a la neurosis obsesiva.
  3. Finalmente llegar a una patología mucho más grave, aunque menos frecuente como es la psicosis.

Hay personas que son obsesivas de los horarios y de la puntualidad. Otras que antes de salir de su casa necesitan retocar toda la ropa con la plancha porque siempre tiene que estar impecables. Y quienes tienen el hábito de ducharse antes de salir de su casa y si un día no lo hacen se sienten incómodos. Todas son costumbres completamente aceptables, que a uno le ayudan a sentirse más confortables.

El problema empieza cuando estos hábitos comienzan a tornarse en obsesiones. Es decir que si uno no los cumple se angustia. Si uno está incómodo en una reunión porque no se bañó y siente que todos lo miran, no puede dejarse de preguntar si tendrá mal olor, ya se entra en el ámbito de la patología.

Todo el mundo se lava las manos para ir a comer o después de ir al baño, pero cuando uno siente un pánico infundado a que los gérmenes lo invaden, experimenta un rechazo profundo por la menor suciedad y tiene que lavarse cada cinco minutos porque no puede estar tranquilo, ahí hay que pensar en la neurosis obsesiva. Habría que ver que está simbolizando para esa persona la suciedad.

Tipos de manías

Los principales tipos de manías son:

1. La hipomanía.

2. Manía aguda.

3. Manía Delirious.

4. Crónica manía.

La hipomanía: Es una forma de manía en la que la inquietud es común.

Manía aguda: Comportamientos anormales relacionados a trastornos psicológicos.

Manía Delirious: Es una manía asociada con la infección o intoxicación, mostrando alucinación extrema, seguido por el deterioro de la salud física.

Manía crónica es también un tipo de manía, el  tiempo tiene una duración de 20 años o incluso más.

Un episodio maníaco se caracteriza principalmente por cambio del humor del individuo, así como por la presencia de algunos de los síntomas.

Muchos aspectos permiten que se considere la manía como una aceleración e intensificación de los pensamientos y de las emociones. Nuestra vida está repleta de pequeños hábitos que cumplimos cotidianamente y que, fuera de control pueden desequilibrarnos la vida.

Síntomas de las manías

Los síntomas más comunes serían:








  • Excitación, exaltación.
  • Destaca humor elevado, irritabilidad y tendencia a ponerse colérico. Actividad sin reposo, agitación improductiva. Se empiezan varias cosas que no son terminadas.
  • Muestra actitudes de seducción y contactos sexuales.
  • Aparición de pensamientos nuevos y numerosos sin que pueda detenerlos.
  • Dificultad para atender, fácil distracción.
  • Pierde el hilo de la conversación.
  • Suele olvidar el tema inicial.
  • Habla abundante, acelerada e imparable.
  • Muestra una confianza excesiva en sí mismo.
  • Falta de sueño.
  • Sentimiento altruista: ganas de colaborar con los demás.
  • Sensibilidad afectiva.
  • Pasa de risas a lágrimas con bastante facilidad.
  • Negligencias sucesivas en la alimentación o en la higiene. Durante la manía, el enfermo puede tornarse en situaciones que pueden tener consecuencias muy graves para sus familiares o seres queridos, hasta él mismo. Por ejemplo puede endeudarse con las tarjetas de crédito para comprar gran cantidad de ropa, que luego no podrá comprar.

El paciente cuya imagen completa puede ser muy variable, dependiendo cada episodio. El enfermo toma conciencia del sufrimiento de sus familiares y amigos más cercanos; cuando empieza a disminuir la manía. Existe la posibilidad de que sentimientos de vergüenza sigan a estos episodios.

El diagnóstico de la manía suele estar a cargo del psicólogo o psiquiatra, quien entrevista al paciente para conocer detenidamente sus síntomas, el especialista en salud mental puede realizar un examen físico para descartar posibles causas de tipo orgánico, así como aplicar cuestionarios que permitan hacer una detección precisa y determinar el tratamiento.

Tratamiento de las manías

Las causas de este trastorno no se identifican con precisión, el psicólogo o psiquiatra, por lo general administra medicamentos antidepresivos y psicoterapia, el cual tiene como objetivo enseñarle al paciente a disminuir la ansiedad, como también solucionar los conflictos internos.

Además permite que el paciente frene los pensamientos poco deseados y centre en calmar el nerviosismo o inquietud.

Cabe resaltar que los episodios maníacos requieren diagnóstico y atención tempranos, pues así se ayudará a evitar pérdida en la calidad de vida del paciente.

Se sabe que la manía es un trastorno psicológico en el ser humano, afecta el funcionamiento cotidiano de la persona, a su vez genera grandes cambios en la personalidad, conlleva a alteraciones en el funcionamiento normal de la vida.

La hospitalización aporta un papel muy importante en el manejo de los pacientes con manía; por ende se requiere cuidado de custodia y observación del paciente.

La farmacoterapia está conformado por: sedantes como los barbitúricos, hipnóticos que ayudan a asegurar un sueño en el paciente, los neurolépticos y litio se utilizan para lidiar con la enfermedad del paciente.

La psicoterapia es otro tipo de tratamiento que mejora el comportamiento del paciente, brinda oportunidades al paciente para expresar sus sentimientos y emociones. Aumenta la etapa de recuperación temprana para el paciente.

Muy recomendables:

Instituto Vitalblogsvidalas manías,síntomas de las manías,tipos de manías,tratamiento de las maníasLas manias pueden llegar a ser insoportables, mira si las tienes para superarlas: Hay quienes son obsesivos por la limpieza, otros no pueden irse a dormir sino preparan la ropa para el día siguiente. Algunos no soportan ver un poquitín de polvo sobre los muebles  un objeto mal colocado. Esto puede...La vida en riqueza espiritual y material.