La excentricidad y la extravagancia en las personas han existido desde que el hombre es hombre, hay un dicho que dice  entre gustos y colores no han escrito los autores. Este se hace realidad cuando vemos gustos extravagantes  en las personas para cualquier actividad o acto que deseen realizar.

En esta oportunidad el asunto son los hoteles temáticos, si hay personas que duermen en una casa de árbol parece extraño, hay quienes les fascina dormir en:

En una celda.

En un ataúd.

En una tubería.

En una cueva.

En la copa de un árbol.

En un cuarto construido con bloques de hielo.

En  una habitación hecha con bloques de sal.

Cierto es que cuando uno se hospeda en un hotel quiere confort y tranquilidad. Sin embargo a determinadas personas les gusta la aventura lo desconocido y por ello cuando salen de vacaciones buscan  algo diferente algo que salga de la rutina ese algo se llama hotel temático que sólo se da en algunos lugares inverosímiles donde dicho s sea de paso la palabra comodidad no existe como por ejemplo:

En Linz Austria uno se puede alojar dentro de una inmensa tubería donde sólo se halla lo indispensable: Una cama y una lámpara. Los otros  servicios como los baños y la cafetería se encuentran en una zona común. Este original “camping” se llama Dasparkhotel y no tiene una tarifa determinada. Los huéspedes dan su voluntad puesto que se rigen por la premisa de “paga lo que quieras”.

Hoteles temáticos en Alemania

En Alemania si alguien quiere imaginarse duerme un presidiario, sólo tiene que alojarse en el hotel-prisión de la localidad de Kaiserlautern, al oeste deAlemania. Por el módico precio de 50 euros la noche, te darás el gusto de dormir en una habitación con barrotes  donde el retrete y el lavabo se encuentran en la cabecera de la cama sin ninguna separación.





Las personas se identifican con los verdaderos prisioneros, sólo se solicita en la administración del hotel ser tratado como un delincuente común , con pijama de rayas y todo, no te pierdas esta aventura prisionera.

En  Alemania específicamente en Berlín se encuentra un hotel excéntrico para alguien excéntrico. Se trata del Propeller Island City Lodge, un hotel donde cada una de sus 45 habitaciones es diferente de las demás. No hay armonía decorativa, en cada una de las habitaciones se puede vivir una aventura diferente en función del cuarto donde uno se hospede como por ejemplo:

  • Dormir en un ataúd como lo haría un vampiro.
  • Dormir en una habitación celda y al día siguiente es posible salir rompiendo la pared a puñetazos.
  • Dormir en habitaciones con espejos.
  • Pernoctar en habitaciones con diseño de un bosque.
  • Dormir en una cama flotante, junto con los muebles que cuelgan del techo.

En Estados Unidos  no hay nada como visitar las Vegas  y alojarse en el hotel París Las Vegas. Todo un parque temático de la capital francesa donde se puede  visitar y apreciar réplicas de sus principales monumentos Torre Eiffel, Arco del Triunfo, La Ópera, etc.

En Nueva York existe un hotel ofrendado al arte Pop. Ubicado en un lugar estratégico cerca de Madison Square Garden, la Quinta Avenida etc. En el Hotel Arte Pop es posible dormir rodeado de obras de los famosos artistas pop, sin renunciar a los servicios y extras que pueda ofrecer cualquier otro hotel de su categoría.

Hoteles Japón

Hoteles cápsula en Japón la superpoblación está obligando a aprovechar al máximo el espacio hasta el más pequeño. En el hotel cápsula sus habitaciones son de 2,10 metros de largo por un metro de ancho y alto. Cada “zulo” sólo tiene una lámpara, un TV  y un despertador; no hay puerta y la intimidad se protege con una fina cortina que separa unos habitáculos de los otros.








Más que un hotel temático ha sido construido pensado en los empresarios que viajan y necesitan economizar, pero si se quiere vivir una experiencia extravagante tal vez alguien decida hospedarse en uno de estos hoteles. Esta modalidad está muy difundida en las ciudades japonesas de Osaka y Tokyo  y la idea se ha difundido a otras capitales como Ámsterdam.

Si, eres amante del frío pleno nada como hospedarse en el hotel de hielo de  Jukkasjärvi, este se derrite cada primavera y es reconstruido cada invierno con bloques de hielo.

En Bolivia país situado en Sudamérica en Uyuni, existe un hotel construido con bloques de sal, justo en el salar más grande del mundo.

Tenuta Poggio Al Casone Wine Resort en la Toscana italiana puede ser una emocionante opción. Todas sus actividades están relacionadas con la enología y si acudes durante los primeros meses de otoño podrás participar en la recolecta de la uva junto con los propios productores de vino.

Tú decides sólo es cosa de animarse y vivir experiencias que más adelante las contarás como anécdotas.

Te invitamos a:

Instituto Vitalblogsvidahoteles japón,hoteles temáticos,hoteles temáticos en alemaniaLa excentricidad y la extravagancia en las personas han existido desde que el hombre es hombre, hay un dicho que dice  entre gustos y colores no han escrito los autores. Este se hace realidad cuando vemos gustos extravagantes  en las personas para cualquier actividad o acto que deseen realizar. En...La vida en riqueza espiritual y material.