brillanteLos diamantes y brillantes son extraordinarios y te mejorarán la energía de prosperidad, no hace falta gastar mucho.

Existen muchos records que establecen los máximos a los que algo o alguien puede llegar en este planeta. El diamante es lo máximo en lo que a dureza y conductibidad térmica se refiere.

No existe nada más duro ni nada que conduzca mejor el calor.

Lo que apreciamos por su brillo en los anillos, pendientes y que constituyen las joyas se llaman brillantes. El diamante sólo recibe dicho nombre en bruto. Cuando ya se trabaja para convertirla en joyas de diamantes, se llaman brillantes.

Los diamantes se forman dentro de la tierra a unos 150 a 200 km de profundidad y tardan más de 1,000 millones de años en transformarse de un simple carbón o grafito a diamante. Sin embargo, a ciencia cierta nadie sabe realmente como se forma un diamante.

Las deducciones se han hecho por diversos cálculos entre ellos la fabricación de diamantes artificiales a temperaturas y presiones que revelan las condiciones en las que pudieron haberse formado.

Los diamantes, luego de erupciones volcánicas y movimientos telúricos han salido a la superficie y llegado a ser visibles.

Tesoros que necesitan mostrarse

A pesar de su inmenso valor son tesoros que se forman muy dentro de la tierra y necesitan salir al exterior para mostrarse.

Una vez en el exterior, pueden ser confundidos con cualquier piedra. Pero, no muestra su gran belleza hasta convertirse en brillante.





Los anillos de diamantes no solo son valiosos y pertenecen a la profundidad de la tierra, sino que con su brillo semejan a estrellas brillantes, uniendo así la profundidad del planeta con el infinito de las estrellas.

Anillos y diamantes

Pueden ser anillos, pendientes, aretes, prendedores u otros objetos, conteniendo pequeños trozos de tierra y cielo que te conectan con la existencia.

Los diamantes son amados, deseados y hasta temidos.

Un diamante solo puede tallado con otro diamante. De allí que cuando en el camino de la evolución dos Maestros se encuentran, se tienen dos diamantes de sabiduría en dónde se pueden dar las más profundas lecciones de sabiduría o simplemente el silencio.

Cada objeto tiene su poder o energía, si se trata de cristales como lo es un brillante, pueden ser programados. No interesa si es pequeño grande, al ser cristal puede ser programado.

Inclusive algunos se usan como semiconductores como los diamantes azules. Otros son aislantes eléctricos e impiden las alteraciones de los campos circundantes para una mejor programación mental.

Si puedes, siempre lleva uno. No los guardes. Si los tienes en un cofre no lo aprovecharás plenamente. Puedes reemplazarlos con otros cristales como el cuarzo, piedras semipreciosas, esmeraldas o similares. No tienen que costarte tanto para que sean útiles a tus propósitos.








Siempre límpialo, para programarlo puedes ponerlo al sol por algunas horas y luego lavarlo con agua y jabón, luego lo pones en el entrecejo y lo programas para tus necesidades.

No lo guardes, sino que debes llevarlo lo más cerca a tu cuerpo. Inclusive puede ser en la billetera o cartera. Es un cristal que bien utilizado te puede mejorar la vida.

Los brillantes

Algunos brillantes famosos han resultado funestos. Ello se debe a que los continuos dueños han heredado las malas vibraciones, por lo que deben ser re programados.

Otros brillantes han dado mucha fortuna a sus nuevos dueños y continuan atesorando mucho más.

Aprovecha la energía de los diamantes, la vida puede dar un vuelco y cambiar tu vida exitosamente. Existen brillantes pequeños que puedes engastar en alguna joya y no son caros, los de mayor valor son de acuerdo a los kilates o de mayor tamaño.

Así, tu llevarás uno de los máximos que existe en este planeta y que a su vez puede ayudarte a lograr los tuyos.

Te recomendamos leer: