budai

El buda de la prosperidad.

Si buscas un adorno, que sea a la vez amuleto y con significado histórico, te recomendamos al buda gordo y/o feliz. Se dice que trae suerte.

Es muy común en todo el mundo encontrar en los hogares y negocios el famoso buda de la suerte.

Su nombre es Ho Tei o Bu Dai. Significa amistoso, amoroso. El término Bu Dai se asemeja al de Buda, por ello se le conoce en occidente como Buda.

Sidharta Gautama, el Buda, era delgado, atlético y se mantenía en óptimo estado físico, mental y espiritual. No debe confundírsele con el Buda sonriente.

Bu Dai, fue un monje budista de la época de la dinastía Liang. Históricamente no existe confirmación del personaje en lo referente a la época exacta de su vida, pero si de sus obras.

Era muy sonriente, bondadoso, amoroso, de un carácter y carisma sin par.

Como identificarlo

Se le identifica cargando un fardo o bolso de tela conteniendo artículos valiosos, comida, dulces para los niños, cuyo contenido nunca se acaba. En su mano tiene un abanico mágico llamado oogi que cumple los deseos.

El abanico tiene su origen en las disposiciones del emperador que concedía las peticiones del pueblo utilizando el abanico.

En otras representaciones del feng shui está sobre monedas de oro y con formas muy redondeadas, ya que lo esférico o redondeado es como el chi o energía de la prosperidad circula por los ambientes en donde se coloquen.





Adicionalmente, la gran barriga simboliza la felicidad, suerte y plenitud. Es considerado uno de los dioses de la suerte en varios países de Asia.

Las orejas largas simbolizan sabiduría y buena salud. Es tradicional rascarle la barriga a Bu Dai, con lo que se sentirá más feliz y la suerte nos favorecerá debido a la felicidad del Buda.

Buda de la suerte, del dinero, de la felicidad

Tiene varias atribuciones dependiendo de la fe o de las tradiciones de cada lugar, tanto en China como en los países en donde existen colonias de etnias chinas.

Buda de la suerte para muchas cosas ya que las formas circulares alejan las aristas, espinas o puntas que hieren y alejan lo bueno.

Buda del dinero, ya que es representado con sacos de dinero y regalos. Si lo mentalizas de esa manera equivale hasta el mismo Papa Noel de las navidades occidentales. Todos quisieramos recibir regalos.

Tócale la panza todos los días, la prosperidad te sonreirá.

Buda de la felicidad, por la alegría eterna que siempre transmitió. Claro, que lo ideal es comer bien, pero sin engordar. Barriga llena corazón contento. De todas maneras es una figura agradable y que transmite felicidad.

Lo más importante, es que se crea o no, la mente tiene este buda, o amuleto para otros, como algo positivo, como enviando afirmaciones de éxito y prosperidad.








Energía positiva

Las formas redondeadas mencionadas hacen que el chi o energía se deslice o desplace con armonía por todos los ambientes en dónde se encuentre su figura. Algunos prefieren colocarlo de espaldas, es decir el buda gordo mirando hacia la pared.

Ello se debe a que las formas redondeadas siguen en su espalda además que el Buda mira hacia dentro de los negocios u hogares, de tal manera que los llena con su mirada de felicidad y suerte.

El buda gordo, realmente es un buda feliz. La felicidad atrae la felicidad. Puedes tenerlo en tu casa, en tu oficina, es una simpática figura que sin duda llenará un buen espacio en tu vida.

En los países en dónde existe influencia de la comunidad china o taiwanesa lo encontrarás siempre. Puede ser considerado una superstición, pero realmente, la energía se mueve también con lo que la mente irradia.

El taoísmo, uno de los pensamientos base de todas las religiones, acepta la creencia en el poder que ejercen las formas y la mente, entre ellos este buda feliz.

También te puede interesar Eliminar las plantas con espinas para la prosperidad

Será muy interesante que sepas El ritual del fuego para la prosperidad

Magia de los números para la vidaOk

La salud y diversión van en bicicleta.

Lo mejor del blog Vida Ok

Atraer la buena suerte si es posible.

El minimalismo dentro de las formas de ser.

Qué puedo hacer: negocios, viajar, casarme…